Pedro y Sara

Contactamos con Anut para mejorar la llamada de nuestro terremoto. Sin embargo no solo aprendimos eso, descubrimos como conectar con Golfo, aprendimos a entender sus necesidades y su lenguaje. Nos enseñó como relacionarnos de una forma correcta y eso lo ha cambiado todo en nuestro día a día. Golfo ya no solo no se escapa, sino que disfrutamos de un convivencia sin conflictos y hemos creado un vínculo increíble. Desde luego lo recomendamos tanto por su implicación como por su profesionalidad y amor total hacia los perros. ¡Gracias a Anut por todo!

Comparte el contenido:
Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.